En este lugar olvidadizo


Poema de Rocío Biedma

Perduras, gentil Quijote
de llanuras calladas y molinos lacerados,
como espectro de mirada al viento
cual pájaro leal,  capaz de cruzar abismos,
de conquistar tiempos en ciernes,
mientras deambulas con apenada efigie
al ras de las hojas ambarinas del otoño.

Existes, trovador de dialectos en los párpados,
que invocas dulcineas al destino,
batiendo tu eje en aspas de entelequia,
en hogueras que hienden capítulos
y agitan, a tragos, lamentos callados,
en un universo de febril insomnio.

Ciñes sin saberlo, con incógnita mesura
un labrantío entre tú y el resto del mundo,
con la mirada ensartada en la clausura del sigilo.
Hay un séquito de hipocondrías en tus manos
que imploran la letanía de la aurora,
abriéndote las alas al esplendor.

Rompes tu risa y surgen  palomillas,
y se te augura el hálito de hondura insólita,
que explosiona cual granada
al roce de un minio relámpago de luz.

¿Qué haré si encuentro que tu sagaz prócer
se detiene a respirar mis versos
y la sangre me sentencia el juicio,
o me coagula la palabra, donde perduras,
en medio de este lugar de la Mancha,
tan tuyo, tan de todos, tan olvidadizo?

Publicado en la Antología del I Encuentro de Poetas “En un lugar de la Mancha”. Octubre de 2016.

Leer otros poemas de Rocío Biedma pinchando aquí.