Poemas de Antonio Vaqué

Vivencias del amor

El amor empieza con una palabra,
cuando los ojos te brillan,
cuando la mirada te habla,
cuando se expresa con el alma.

El amor se expresa con el alma,
cuando la dulzura no te empalaga,
cuando su sonido te envuelve
cuando las palabras te alcanzan.

El amor se siente con un beso,
cuando los labios se unen,
cuando el alma se desata,
cuando el corazón te estalla.

El amor se deja de sentir...
cuando las miradas se apagan,
cuando las palabras callan,
cuando no se sienten los besos,
cuando no se unen las almas,
cuando surge el dolor de las lágrimas.



¿Dónde estás tú?

Dónde está la magia y la fantasía,
el ardoroso poder que nos reclama,
esa nube cósmica que nos acerca.
Nada en este mundo libera mi alma
de la inquietud que le aprisiona
cuando tu presencia te reclama…
¿dónde estás tú cuando me faltas?


¿Me amas?


Me naces, me tientas
me acaricias, me sonríes
me miras, me tranquilizas
me observas, me paralizas
me sueñas, me despiertas
me quieres, me amas……,
¿me amas?


Amor con miedo


Amor que surge con miedo
no es amor, si no pena,
el amor nace del fuego
por tanto no se quema,
si lo vives con desapego
el miedo es su condena.


Dolor como el nuestro

Dolor como el mío habrá….

más que estrellas en el cielo,
tan tangible que se hace difícil
poder mirarlo de frente
sin sentir helado miedo.
Cuando más ajeno estoy
más cerca lo estoy sintiendo
no sé dónde comienza
me está minando por dentro.

Dolor como el tuyo… habrá…
más que espigas en el campo,
pero la pasión que pones
cuando dices…. para ya,
injusto, cruel, deshonesto,
maldito mal…
conmigo no podrás
ni con mis pensamientos
si siete veces yo caí
otras tantas me levante.
Luche y te vencí…
sal de mí, mal violento.



Mujer sin rostro

Eres aún para mí, una mujer sin rostro
que en mis sueños permaneces reflejada,
envuelta por un manto que oculta tu cara
vedando me llegue el brillo de tus ojos
tu dulce sonrisa de mujer iluminada.

Aunque seas en mí, mujer sin rostro,
aunque no llegue el calor de tu mirada
el aire me trae el aroma de tu fragancia 
tiernos sentimientos que se desatan
provocando el calor que llega a mi alma

A lo lejos, entre la oscuridad, llego a ver
una intensa luz que da forma a tu cara,
ilumina las oscuras sombra de mí alma,
entonces sé que eres tú, mujer sin rostro,
quien a lo lejos en mis sueños me llamas.


Cansado caminar


Nada es lo que parece,

nada es como fue ayer,
ya va perdiendo los bríos
que tuviera aquel corcel.

Ahora manso como el agua

que apenas mueve el molino,
la fuerza ya no le alcanza
a comenzar un nuevo camino.

Que pena el que camina

dando al mundo la espalda,
si el caminar ya no te llena...
¿qué será lo que te aguarda?


Mi historia de amor

Escribo con besos nuestra historia de amor
me das tanto de ti… me das el infinito,
caricias sosegadas, momentos de calma,
como una niña que reza arrodillada,
como una flor que acaricia mis sentidos,
un sueño en el que tú eres mi despertar
y mi despertar… pertenece a tu mirada
tu sonrisa parte de esta historia de amor. 

Porque tú eres parte de mí,
porque yo vivo soñándote,
porque mi vida son tus sueños
porque tus sueños son mis deseos...
porque mis deseos es parte del amor
porque el quererte es mi destino
porque en mi destino estás Tú…
¿Cuándo se cumplirá el destino?